Seguro de baja para autónomos: La póliza de baja laboral

Según un estudio del Ministerio de Trabajo en Abril de 2023, España contaba con 3.335.194 de trabajadoras y trabajadores autónomos, cifra que supone un aumento de 2.558 personas (0,08%) respecto al mismo mes del 2022.

La prestación económica que un trabajador por cuenta propia recibe por parte del Estado cuando está de baja no es, ni mucho menos, suficiente para cubrir los gastos que se siguen generando, aunque el trabajador esté en un período de baja laboral, ni suficiente para cubrir sus necesidades básicas. Los gastos a los cuales tiene que hacer frente el trabajador pueden ser el alquiler de local, vehículos, coste de trabajadores contratados, etc.

¿Qué sucede cuanto un trabajador autónomo solicita la baja laboral?

El 85% de los trabajadores por cuenta propia cotizan por la base mínima, que este pasado año 2023 correspondía a 550,98 euros al mes.

  • Si la baja es por enfermedad o accidente no laboral, los tres primeros días, desde que comienza la baja por enfermedad o accidente no laboral, no se cobran.
  • Entre el día 4 y el 20 el trabajador cobrará un subsidio equivalente al 60% de la base de cotización.
  • A partir del día 20 la prestación asciende al 75% de la base.

Es importante saber que el período máximo que puede durar la incapacidad temporal de un autónomo es de 12 meses, con revisiones médicas periódicas. Ahora bien, podrían solicitar una prórroga adicional por un máximo de seis meses.

A los gastos fijos mencionados anteriormente, no podemos dejar de añadir que, durante los dos primeros meses de la baja, la cuota de autónomos hay que pagarla de manera obligatoria. Además, se establecen una serie de requisitos para recibir la prestación de incapacidad temporal, sin los cuales no podremos optar a esta prestación. El principal es estar dado de alta en el RETA (Régimen Especial de Trabajadores Autónomos), haber cotizado al menos 180 días en los cinco años anteriores a la solicitud de la prestación y estar al corriente del pago de las cuotas de la Seguridad Social.

La póliza de baja laboral para autónomos

Para poder compensar la merma económica que ha quedado patente con los números expuestos anteriormente disponemos de una solución: la póliza de baja laboral para autónomos. Esta póliza tiene como objetivo restablecer los ingresos económicos de los trabajadores por cuenta propia cuando sufren una enfermedad o un accidente que les impide desarrollar su actividad profesional de manera temporal, y así hacer frente a los gastos mencionados anteriormente, pudiendo elegir la cantidad diaria de prestación que quieren percibir en función de sus necesidades, permitiéndoles recibir una cantidad adicional a la de la Seguridad Social, aumentando, así, su nivel de ingresos. Dentro de esta póliza tenemos diferentes modalidades y coberturas, pudiendo contratar la que más se ajuste a las necesidades.

Modalidades de la póliza de baja laboral para trabajadores por cuenta propia

En las coberturas básicas nos encontramos con una indemnización diaria cuando nos encontremos de baja, tanto por accidente como por enfermedad, con la posibilidad de elegir la duración del subsidio, pudiendo ser baremado. Es decir, la duración del subsidio está establecida en un baremo calculado según el tiempo medio de recuperación para cada dolencia, o cobrar durante la duración de la baja, siempre con un máximo de duración de 12 meses.

También nos encontramos con coberturas que se pueden contratar de forma voluntaria: indemnización por hospitalización, fallecimiento de un familiar e invalidez permanente absoluta con la autorización del tribunal médico. Algunas pólizas ofrecen servicios de atención médica privada y acceso rápido a especialistas, lo que puede acelerar el proceso, tanto del diagnóstico, cómo del tratamiento, importantísimo para los trabajadores por cuenta propia que buscan reducir en lo posible su baja para retomar la actividad y generar ingresos de nuevo.

Otro plus que nos ofrecen estas pólizas, y que es necesario que el trabajador autónomo conozca, es que el seguro de incapacidad para autónomos se puede deducir de la declaración de la renta. La AEAT permite que los trabajadores por cuenta propia se deduzcan hasta 500 euros del coste del seguro. Siendo consciente el trabajador autónomo de la merma económica que supone un periodo de incapacidad laboral, tiene la solución en su mano contratando un seguro de baja para autónomos a un precio muy razonable y que le aportará esa cobertura económica extra que tan necesaria le va a resultar cuando no pueda realizar su actividad.

 


 

Judith Mayoral Ramírez

Área Seguros

Despachos BK ETL GLOBAL Logroño

 

 

 

Suscríbete a la Newsletter

Despachos BK

DESPACHOS BK es una firma especializada en servicios profesionales de asesoramiento integral para autónomos, pymes y grandes empresas, integrados en el grupo alemán ETL GLOBAL, que cuenta con más de 250 profesionales, abogados y asesores repartidos por todo el territorio norte de España, contando con despachos en Bilbao, Burgos, Logroño, Miranda de Ebro, Oviedo, Pamplona, Salamanca, Vitoria-Gasteiz y Zamora.

4 + 7 =

NUESTRAS OFICINAS

NUESTROS SERVICIOS DE ASESORÍA Y CONSULTORÍA